Las 10 mejores sombras de ojos en crema, gel o en polvo de 2019

¿Quieres que tu mirada sea penetrante y perfecta? Pues en este caso lo que estás buscando es una buena sombra de ojos que realce tus encantos. Ahora solo tienes que decidir si la quieres en gel, en crema o en polvo. Para que te hagas una idea, la opción líquida (crema o gel) se absorbe rápidamente, lo cual tu facilita mucho tu maquillaje diario. Eso sí, para jugar con las sombras y los tonos, no hay nada como el producto en polvo y una buena brocha, claro está. Dicho esto, tú decides cuál es el que mejor se adapta a ti.

Qué sombras de ojos van más con mi color de ojos

Esta es la pregunta del millón y nosotros vamos a darte la respuesta. ¿Empezamos?

Ojos marrones

Si tienes este tono en la mirada, casi cualquier color te irá bien. Eso sí, mucho mejor tonalidades oscuras antes que las claras y te irá bien si te decantas por dorados, marrones y hasta el lila y el rosa puede que te sienten bien.

Sombra de ojos para tonos marrones

Sombra de ojos para tonos marrones

Ojos azules

A pesar de que hay celebrities que deciden atreverse con los tonos verdes a pesar de tener los ojos azules, no es nada aconsejable ya que no resaltan para nada la mirada. Lo que sí que queda genial son el plateado, el gris claro, cualquier tonalidad de azul y hasta el rosa.

Sombra para ojos azules

Sombra para ojos azules

Ojos verdes

AL contrario de lo que ocurría con los ojos azules, con los verdes sí que quedan ideales los tonos verdes. Eso sí, puede que aún queden mejor los tonos oscuros tirando a marrón o los más atrevidos como el rosa, el dorado o el morado.

Ojos verdes

Ojos verdes

Ojos negros

Finalmente, si los tienes negros o muy oscuros, lo mejor será que uses tonos que vayan acorde con tu color. Tus mirada es muy intensa y puedes resaltarla aún más con sombras de colores oscuros como el negro o cualquier gris. Además, también puedes decantarte por tonos nude.

Ojos negros

Ojos negros

Pues bueno, esperamos que hayas encontrado tu tono de sombra de ojos ideal. Recuerda que aunque nosotros te hemos aconsejado algunas tonalidades, la última palabra siempre la tienes tú. De hecho, eres tú quién decide qué colores quieres llevar; lo más importante es que te sientas bien contigo misma y que no te veas demasiado maquillada ni antinatural.

Sobre el autor

Laia Sanahuja

Máster en Marketing Digital y Comercio Electrónico por EAE Business School y UB. Ponente en conferencias sobre Marketing (Internet, SEO, ASO, Apps...). Amante de la tecnología, internet y todo lo relacionado con los smartphones.

Deja un comentario